LOCOS Followers

LOS LOCOS QUE NOS SIGUEN

jueves, 29 de diciembre de 2011

RAZISMO SEGÚN EL DR SABELOTODO


Lo más heavy que al parecer conoce la humanidad en lo que a racismo y sus fatales consecuencias, es el famoso holocausto judío. Mucho se ha escrito sobre ello. A día de hoy, se sigue haciendo eco de esa locura impresionante que tuvo como cabeza de turco al dictador germano del final de los años 30 a principios de los 40. Pero nosotros, con nuestra carta de hoy, queremos recordar que la humanidad ya ha demostrado durante toda su existencia que el salvajismo forma parte de nuestro modo de vida. Aunque por suerte, muchos son los que quieren prescindir de su versión interna y personal. "El demonio que llevamos dentro aveces se puede controlar" dice el Dr Sabelotodo de la Universidad de la Calleshtown en el Alto del Duero y Romería Martignon.

Veamos pues, cómo ese gran hombre nos intenta explicar el funcionamiento de la lacra del racismo, y sus posibles derivados que parecen fastidiar más al que hasta nuestros días cree que "otros con la piel diferente, nos deben algo". El afamado Dr Sabelotodo quiso empezar a trocear su teoría asegurando que ésta vez, él no sabía más que a mayoría de la gente que viven sobre la faz de la tierra, y que ve racismo hasta en un cartel de nivea. ¿Por qué United Colors Of Benetton tiene buena fama entre la opinión diferente, como diferente es el color de piel, que lo admira?. Una pregunta que es a la vez muy inteligente, ya que el dueño de esa marca es un italiano que se hace de oro utilizando mensajes de colorido en sus anuncios, mientras jode la vida a los indios mapuches sólo por tener el monopolio del algodón en Argentina. Así que vamos a ser sinceros con ustedes al decirles que posiblemente el tema principal que pensamos tocar en ésta carta de LOCO no sea bien retratado. Por consiguiente, y así sería el deseo nuestro en nombre del Dr, que ustedes en lugar de tacharnos de lo peorcito que crean conveniente, nos pregunten si estamos locos con cierta educación. Que quede claro que partimos de la idea de que todo se puede debatir sin llegar jamás a ver sangre por falta de comprensión entre las partes. Gracias de antemano.

El perfil del racista es archiconocido. Persona que tiene un problema más que serio con sus propias limitaciones. Normalmente enfermo mental con capacidad para razonar siempre hacia la estupidez más candente. Propenso a ser siervo de la luna en su esplendor y malo porque lo bueno realmente no entra en el concepto puro del ying y del yang. El racista persigue un sueño que llevó a muchos de su color de piel a mostrarse esquizofrénicos ante el conjunto de la humanidad. Y en varios casos, se les puede encontrar golpeándose la cabeza en el retrete cuando su caca le ha salido de un marrón profundo y oscuro. Cosa que le lleva al médico a ver si se le receta una buena dosis de judías... Blancas... O negras. Es posible que aquí se pueda pensar que el racista es aquél que trata mal al negro, siendo él mismo blanco. Pero esa teoría se desmonta cuando volvemos al caso judío, que han sido perseguidos desde los siglos de los siglos, y que ahora son ellos los que tratan como inferiores a los que luchan por la libertad esquivando proyectiles tierra-mar-aire lanzados desde aviones de fabricación israelí. Y en el mundo, hay mucho racismo. Siempre lo hubo y por lo tanto, seguirá habiéndolo porque los débiles quieren más espacios para poder competir en igualdad con personajes de su estirpe. 

El Dr Sabelotodo nos dejó éste testimonio de sus muchas horas de estudio para que podamos entender en parte algunos fenómenos que nos han llevado a tener situaciones que sólo se podrían entender si retomamos la senda del "nadie me debe nada", que no es otra que verla vida desde el balcón de tus ojos, y asegurarte de que todo lo que ves te pertenece tanto a ti, como al hijo de puta que se esconde bajo una máscara kukluxkaneña, o el moco humano que grita "mono" a uno que gana más pasta jugando al deporte rey (eso no es muy inteligente de nuestra parte, pero sirve de ejemplo...). ¿Y por qué eso de nadie me debe nada?. Bueno, la verdad es que es una buena pregunta. Pero para responderla, nos gustaría adentrarnos un poco en la historia africana que nos ha sido revelada por los libros de historia. Esos en los que nadie puede sacar nada bueno si empieza por pensar que lo han escrito los "blancos". Y la historia dice que en la bíblia pocos son los negros que aparecen, como para no decir ninguno. Dice también que hubo una época en la que los negros tuvieron que hacer de todo para engrosar las arcas del viejo continente. Viejo por que según ellos, ya sabían leer y comer sobre la mesa y con cuchara y tenedor antes del descubierto humano de piel oscura en tierras de un sol poderoso (como si la buena educación y comportamiento fuese comer sentado sobre la mesa...). Eso, y más cosas, atrocidades cometidas, para ser exactos, han ayudado a que a día de hoy tengamos a muchos negros exigiendo una "paga por los daños causados". Desde las tierras de los indios, a los que por cierto Barack Obama no hace mención alguna en sus "yes we can", hasta los rincones más lejanos del viejo continente, los negros pelean por el "pago de una deuda" que no parece que se vaya a realizar.

Y el mundo está ya muy avanzado. Hay demasiado acercamiento entre gente que vive a miles de kilómetros de otros. Hay cruces imposibles de desmontar. Hay vidas que respetar, y sobre todo, hay deudas que no pueden pagar los nietos, los bisnietos y los bistataranietos de todo aquél que no respetó al ser humano de la piel oscura como tal. Grandes historias en los que el negro se llevó la peor parte, en un nivel de inhumanidad que ni el más famoso de los racistas pudo alcanzar en maquiavelismo. Por lo que hay que empezar a mirar el lastimoso tema desde otra dimensión. Una de las cosas lógicas a llevar a cabo sería preguntarse el porque el éxodo masivo de jóvenes "promesas" africanas hacia las tierras donde serán tratados de "extranjeros" siempre y cuando no den claras muestras de haberse adaptado a las costumbres locales, que podrían ser: hablar, sentir, vivir y actuar como "ellos". Preguntarse también el porque los negros de América no van jamás a pasar sus vacaciones en África cuando pueden permitirse el lujo de permitírselas. Preguntarse porque es a Europa o EE.UU la elección de los negros, y no Asia, América Latina. Todas esas preguntas son "respondibles", y con mucha lógica. Sabemos que son simples, ya que simple es nuestra visión de la simpleza del famoso Dr Sabelotodo. Pero esa simpleza es la que nos lleva a no quedarnos callados. Ya que nosotros apostamos por entender. Y entender significa: No dejar de hacer preguntas para entender un poco mas de lo entendido que siempre esconde algún que otro "pero". 

La historia nos dijo también de que el mundo ahora ya se mueve gracias a países y a comunidades independientes. Que gestionan sus destinos, sus ganancias y sus pérdidas. Comunidades que han entrado en la espiral de la democracia, que se supone vela por todos por igual y no deja a nadie tirado por la cuneta. Todo eso nos dice la historia, y nosotros, claramente lo entendemos... Pero. ¿Dónde está pues el chiste que hace que haya tanta gente quejándose de que no hay igualdad ni respeto por lo "diferente"? Queremos reírnos un poco por favor. África que es el continente que más presume de aquello de "me deben mucho más que mucho", está siendo invadida por algo que no podemos dejar pasar desapercibido: El victimímo. Hemos decidido que para que acabe el racismo, deben ser los racistas los que dejen de serlo porque nosotros nunca fuimos racistas, o al menos la historia no nos dio la oportunidad de demostrarlo. Pero los racistas no pueden dejar de serlo porque no todos son expertos en controlar al demonio que llevamos dentro, y tampoco todos somos buenos sintiéndonos inferiores incluso cuando lo evidente nos deja mal situados en la cuestión. Seguimos huyendo en estampida a occidente en busca de mejores condiciones de vida. Seguimos pensando que es normal que el sur de África esté casi sostenido económicamente por los no negros, y seguimos pensando que Oriente Medio tiene problemas porque el árabe es intratable. Seguimos manejándonos en los parámetros de "soy incapaz porque ellos no nos dejan ser capaces". Y así de paso permitimos que nuestros esfuerzos destrozados por gentuza se desliguen de los sistemas políticos que nos imprimen el sello de "culpables por vagos". 

El magreb es un ejemplo de que el opresor puede estar haciendo negocios sucios con los de la piel diferente, ya que así se logra la eternidad con fecha de caducidad en asuntos de Estado. Pero que si el pueblo decide que ya no son tiempos de ir aguantando hombres de negocios sin escrúpulos en lugar de hombres de Estado con amor a hacia los suyos, la cosa puede tornar a bien, previa lucha total por los derechos que siempre acaban floreciendo después de la tempestad. El camino para que dejemos de ir a buscar al racista en su feudo, podría estar justo en ese tipo de acciones del sufrido pueblo. Y los pueblos de África no pueden presumir hoy en día de contar con líderes que les respeten ante el supuesto racista del norte. Y desde luego, está el problema de las tribus, ¿Por qué creen ustedes que están así de revueltas en algunas zonas del continente?. Según el Dr, la falta de alternancia en el poder. La falta de ideas nuevas que velen por todos, sobre todo por las minorías. La falta de caras nuevas en las administraciones de base, lleva a los que no ven ningún beneficio, de todo lo "nuestro", repercutir en sus vidas. ¿No será ese otro factor considerable para que el racista que viene disfrazado de bilateralismo se aproveche de la irresponsabilidad de nuestros líderes de hierro y se lleve lo mejor a su continente, y así cuando nosotros tengamos la suerte de palpar lo bueno, no lo encontremos en casa, si no que debemos desplazarnos hacia el lugar donde creemos que moran los herederos de todos esos racistas que nos minaron de diferencias y casi, casi nos dejan sin identidad propia?. 

El problema de los negros, es que hacen la revolución fuera de casa. Es un problema, pero no es malo hacerlo así. Lo malo suele ser cuando siendo conscientes de que el avance del lugar que estás se podría deber a que el lugar "donde deberías estar" las cosas se hacen mal en beneficio del lugar en que te encuentras, y no sepas ya ni apreciar entre el no piel oscura que en pleno siglo XXI, no se baña en las aguas del racismo, sino que planea en el cielo del que busca que encuentres tu sitio allá donde decidas instalarte. Y como lo que digo aquí es largo y no se entiende bien, lo voy a simplificar. Cuando un policía (suelen ser de los más señalados en estos temas...) en occidente, y blanco te trata mal, aveces nos desligamos de su condición humano hijo de puta, y lo tachamos de hijo de puta racista. Esa actitud del mal tratado podría ser buena si es que el policía realmente se portara como un racista. Pero, ¿Por qué cuando en África un policía negro te trata mal, rozando la "miserabilidad" con la que muchos actúan, tú decides que la acción es llevada a cabo por uno que vive en un sistema que no respeta los DD.HH en lugar de pensar que es un humano hijo de puta que se aprovecha del uniforme de funcionario del orden público y que no tiene ninguna educación por el respeto a hacia los demás?. ¿Es entonces el sistema el que no funciona en África y es el racismo el que imperan los agentes de orden en occidente los que miden nuestro grado de catalogar el fenómeno racista que imprimen algunos desbecerrados en el mundo?, ¿O deberían de ser los dirigentes irresponsables que nos obligan a nosotros a abandonar nuestros hogares para ir a sentirnos mal tratados en occidente al no tener la noción del respeto por la vida, a los que habría que pedir explicaciones del porque seguimos siendo víctimas tanto para occidente, como para África?.

El Dr Sabelotodo insiste en que la carta no busca dar una versión sentencial del tema que es hasta serio para muchos. Lo que él cree que hace, es buscar decir simplemente que el racismo es un problema entre el victimista y el aprovechao. Dos formas de entender una vida en la que cada cual debería saber encontrar la raíz de problema que le asola como miembro de una comunidad cualquiera, y por consiguiente, cortarla sin herir a nadie. ¿Paso entonces de los ataques racistas que sufro?, pues no. La idea no es pasar de esos ataques, la idea podría ser educar a tus hijos a que respeten a todos por igual. Recordarles que aunque uno mismo fue cobarde respecto al problema que le impedía sentirse libre en su país en África, no transmitirá esa cobardía a sus hijos. Explicar a los hijos de que es bueno comer mucho chuche en Madrid, Nueva York u Oslo, pero que cuando lleguemos al CENTRO, y no podamos siquiera conseguir un paracetamol, la idea no sería pues abandonar el CENTRO para ir a gritar fuera del CENTRO aquello de "¿cómo es posible de que no haya ni medicinas para curar a la gente?. Sería decirles a los hijos de que no hay medicinas porque no preguntamos a las autoridades competentes por ellas. Les dejamos hacer, ya que lo que hagan no es problema nuestro, es de ellos. No hagamos como si el racismo no tuviese que ver con los sistemas fallidos que tenemos. Pues mucho sí que tienen que ver.

Bueno, ya con la estupidez de teoría bien retratada, hagan ustedes el favor de dar su versión del asunto y dejemos que el debate corra de parte de sentido común. Gracias

El Dr Sabelotodo

Nsé, escribano de lo triste dentro de la locura mundial.